Combatir la Lluvia y Rayos en Breath of the Wild

Combatir la Lluvia y Rayos en Breath of the Wild

Combatir la Lluvia y Rayos en Breath of the Wild

Imagen creada por Aurellien

La lluvia y los rayos son otros de los elementos de clima más molestos de The Legend of Zelda: Breath of the Wild y hoy pretendo darte algunos consejos para poder enfrentarte a ellos.

En el anterior post hablé sobre el clima frío, así que si tu Link está teniendo problemas en las zonas más frías del juego, te recomiendo leerte el post orientado a ello que enlazo en este mismo parágrafo.

Pero centrémonos en el tema de hoy, estos son algunos de los trucos que he descubierto para enfrentarte a la lluvia y a los rayos cuando se trata de una brutal tormenta.

¿Cómo Afecta la Lluvia y Rayos a Link?

La lluvia es un verdadero incordio en Breath of the Wild por tres motivos:

  • Olvídate del Fuego: Así es, la lluvia apagará el fuego, así que olvídate de flechas de fuego, flechas bomba, hogueras y armas elementales de Fuego. Respecto a realizar un fuego, si lo necesitas, siempre podrás hacerlo en un lugar cubierto.
  • Bajan las Temperaturas: La lluvia hará que bajen las temperaturas, así que según dónde estés necesitarás estar preparado para enfrentarte al frío.
  • Perjudica mucho la Escalada: Sin duda lo que más molesta. Las montañas serán resbaladizas y por cada salto que de Link este bajará una cierta distancia, perdiendo así casi todo el desplazamiento conseguido.

El problema es si encima hay tormenta eléctrica, en ese caso si no estás preparado para ello sí vas a tener problemas reales. ¿Qué problemas? Pues que si portas contigo equipados elementos metálicos te freirá un rayo, algo no demasiado agradable para Link.

Cómo Escalar con Lluvia en Breath of the Wild

Si el tramo de escalada no es muy alto y tienes una muy buena resistencia seguramente podrás alcanzarlo, en ese caso puedes utilizar comida que regenere la resistencia por si ves que no llegas.

Puedes hacerlo a base de saltos de escalada, puesto que pese a que Link va cayendo, cae a una distancia menor que la que ha subido en total. Es algo bastante frustrante, pero en fin, si no es un lugar muy alto es una opción.

Por cierto, en este aspecto es muy recomendable tener todo el equipo de armadura de escalada, que obviamente, ayudará bastante en la labor.

El problema es cuando tienes que escalar una gran montaña, con el método anterior tendrías que tener demasiada comida como para que sea viable y puede ser demasiado frustrante. Sin embargo, con un poco de imaginación, hay algunos truquitos que puedes realizar para escalar aún cuando hay lluvia:

La paravela

Si tienes que acceder a un lugar muy alto con lluvia y por suerte tienes otro lugar bastante más alto cerca al cual puedes acceder sin problemas, puedes tratar de llegar planeando con la paravela. Pocas veces tendrás tanta suerte, pero está bien tenerlo en cuenta.

Globos octorok

Estos globos que sueltan los Octorok tienen la propiedad de flotar y cuando los pones en algún objeto que no esté anclado al suelo y que no pese demasiado, puede incluso hacer que ese objeto vuele.

Gracias a esto puedes crear una superficie que vuela y si te subes a ella tendrás tu propio globo aerostático, un buen soporte puede ser un tronco de árbol. Cuesta bastante pillarle el truco para no caerte, pero nada que no pueda conseguirse con la práctica, y ojo que los globos petan pasado un tiempo, así que lleva unos cuantos contigo y pon varios a la vez en periodos de tiempo distintos que no te peten de golpe.

Con esto podrás alcanzar hasta las montañas más altas siempre que domines la técnica y que dispongas de unos cuantos globos en tu haber.

Aquí tienes un vídeo de ejemplo de alguien que lo hizo:

Cómo Evitar los Rayos

A todos nos pilla desprevenidos cuando un rayo nos fríe a Link por primera vez en Breath of the Wild, si en ese momento sobreviviste, seguramente te entró el pánico y comenzaste a correr como un loco, o eso hice yo al menos.

Esto debe a que normalmente Link suele portar varios elementos metálicos consigo y debido al magnetismo estos objetos atraen a los Rayos.

¿Cómo lo evitamos entonces? Muy sencillo, no lleves equipado (las cosas de la mochila no se tienen en cuenta) ningún elemento metálico. Ninguno en absoluto, ni armas, ni arcos, ni armaduras.

Por este motivo es muy buena idea tener siempre a mano equipo no metálico para cuando haya tormenta, como por ejemplo armas y acros de madera y hueso o armaduras basadas en tela como la de escalada o la de sigilo.

Otra forma de salvarte en un apuro, es dirigirte a una zona que te cubra, como una cueva, para que el rayo no te alcance. Y si por lo que sea, no dispones de equipo no metálico, casi mejor que no equipes nada, te vayas y vuelvas con el equipo adecuado.

Los Rayos realizan una cantidad masiva de daño así que ten mucho cuidado con ellos, no por nada los Bokoblin se asustan cuando les cae uno cerca.

¡Y eso es todo! ¿Odias tanto la lluvia en The Legend of Zelda: Breath of the Wild como yo? ¿Te ha frito un rayo alguna vez? ¿Quieres aportar más consejos para ayudar a más gente? ¡Deja tu comentario!

¿Tienes Discord? ¡Entra en nuestro servidor!

¡Si te gusta mi contenido no te olvides de seguirme en Twitter y en Instagram! ¡Eso me ayuda muchísimo!

¡Y no te olvides del corazón de like que tienes aquí abajo! ¡Así podré saber que contenidos son los que más gustan para escribir más sobre ellos!

No hay comentarios

¡Escribe tu comentario!