Nigromante en Darkest Dungeon

Guía del Nigromante en Darkest Dungeon

Nigromante en Darkest Dungeon

El Nigromante es el primer jefe de las Ruinas de Darkest Dungeon y en términos generales es el primer jefe que deberías derrotar en el juego (salvo por el Coleccionista, que sale un poco al azar) ya que es bastante sencillo sobre todo en su primer encuentro (luego, como todos, irá complicándose más).

La principal característica de este jefe es que irá invocando a esqueletos (Impíos) para que le ayuden en la batalla. Estos se irán colocando delante de él y por lo tanto el Nigromante se irá desplazando hacia atrás, por lo que será muy importante contar con personajes que puedan dañar bien a objetivos que estén en posiciones traseras; sin olvidar además, las primeras posiciones, ya que empezará allí.

Guía de las Ruinas

Cómo Derrotar al Nigromante en Darkest Dungeon

El Nigromante comenzará en la primera posición y a medida que vaya invocando esqueletos, esté irá desplazándose hacia atrás. Aclarado esto, veamos en detalle todo su kit de habilidades y los mejores personajes y estrategia que puedes seguir en este combate.

Guía de Ataques

Veamos sus ataques:

  • Invocar Esqueleto: Cada vez que el Nigromante ataque, además de esto, invocará a un Impío (esqueleto) que se colocará por delante de él hasta un máximo de tres de estos. Lo peor de esto es que además hará que el jefe se vaya alejando.
  • La Carne es servicial: Un ataque que afecta a los dos personajes de las filas delanteras de tu grupo de forma simultánea. Es su ataque más dañino, pero al menos lo normal será que tengas a personajes más o menos resistentes en esas posiciones. De todos modos, no es un jefe que cause mucho daño por si mismo, pero tiene el apoyo de sus invocaciones.
  • Zarpazo del Muerto: Parecido al ataque anterior, pero este afectará a los dos personajes que están en las dos posiciones traseras también de forma simultánea; por suerte causa un daño menor, lógico dado que los personajes de esas posiciones suelen ser más débiles defensivamente hablando.
  • Dos Metros Bajo Tierra: Aumenta el estrés de todos tus personajes.

Son ataques bastante sencillos. Como ya ves, lo único realmente relevante será lidiar con sus esqueletos.

Esqueletos del Nigromante

Dependiendo del nivel de la Mazmorra, podrá invocar esqueletos más poderosos:

  • El Nigromante Aprendiz puede invocar solo a esqueletos menores, los más débiles, simplemente atacan causando un daño no demasiado alto.
  • El Nigromante de nivel Veterano podrá además invocar a los esqueletos defensores. Estos pueden aturdirnos, mover a nuestros personajes y lo más molesto… pueden proteger al Nigromante o a uno de sus esqueletos de los golpes y además ponerse un bufo del 25% a la protección. Además, los esqueletos menores entrarán al campo con 2 rondas de sigilo, por lo que no podremos golpearles con ataques normales a no ser que se lo quitemos (pero sí les afectarán los ataques que golpean a más de un objetivo).
  • El Señor Nigromante podrá invocar todos los anteriores y con mala suerte a un Capitán Esqueleto (esos esqueletos enormes con una gran armadura y una maza). Si esto ocurre la cosa puede ponerse peliaguda ya que este enemigo tiene ataques que ponen una merma para que sea más sencillo aturdir a nuestros personajes y a su vez puede realizar un movimiento de aturdir a todo nuestro grupo a la vez. Reza para no tener la mala suerte de que invoque a uno de estos.

Personajes y Equipo Recomendado

Muchos recomiendan personajes que dañen mucho a las primeras posiciones enemigas para bajarle rápidamente antes de que esté demasiado lejos, pero dado lo rápido que es el jefe, casi ni le habrás tocado y estará ya en Cuenca. Total, que te recomiendo muchísimo más que directamente cuentes con un equipo que pueda causar un buen daño a las posiciones traseras.

Estos son los personajes que más te recomiendo:

Personajes Recomendados para el Nigromante en Darkest Dungeon

Te recomiendo más que en lugar de llevar al Médico de la Peste, pongas en su lugar una Arbalestera o Mosquetera. A mí en este momento me venía mejor así porque tenía a los otros personajes curándose y demás.

  • Cruzado: Causa más daño a los Impíos (tanto los esqueletos como el Nigromante lo son) con su ataque principal, así que es el personaje que más recomiendo para la posición 1. Este ataque no podrá utilizarlo cuando esté alejado, pero en ese momento podremos ir derrotando a las invocaciones para que no molesten tanto o podremos aportar un poco de apoyo curando. A partir de la dificultad veterano, te recomiendo mucho que le pongas la habilidad que le permite golpear a los 2 enemigos de las primeras posiciones de forma simultánea para así poder hacer daño a los esqueletos que tengan el sigilo.
  • Leproso: No tiene el bono de daño a Impíos, pero tiene un daño enorme de por si y también cuenta con un ataque que golpea a dos enemigos de forma simultánea para lidiar con el sigilo. Es una buena alternativa.
  • Diabla: Otra alternativa para primera posición en lugar del Cruzado que vendrá exageradamente bien gracias a su ataque «Cisne de Hierro» que le permite golpear durísimo a la posición 4 del enemigo (y para las demás posiciones también tiene muy buenos ataques). La pega ese que es menos resistente y podría pasarlo bastante mal si la batalla se alarga.
  • Hombre de Armas: Otra opción para la posición 1 para utilizar el combo de activar el contraataque y la protección a un compañero para contraatacar muy a menudo.
  • Bandolero: El DPS que más te recomiendo sin ninguna duda ya que puede golpear a todas las posiciones y activar el contraataque para causar todavía más daño tanto al Nigromante como a sus secuaces. Ponlo en la posición 2, pero te recomiendo que comiences la batalla teniéndolo en posición 3 para realizar el primer turno Avance del Duelista y así activas el contraataque y te colocas en la posición 2 que es donde más interesará (para poder usar el disparo a distancia).
  • Arbalestera/Mosquetera: Puede Señalar al Nigromante para potenciar algunas habilidades (como el disparo a distancia del Bandolero o el suyo propio), junto al Bandolero causará estragos teniendo al jefe señalado. Además puede proporcionar un poco de apoyo al Healer si la cosa se pone muy tensa.
  • Médico de la Peste: Alternativa a la Arbalestera/Mosquetera que me gusta menos pero que es viable de igual modo. La idea está en aplicarle un montón de infección (podemos aplicársela en todas las posiciones, aunque cunde mucho más cuando está en las primeras) y por supuesto el Aturdimiento de las 2 posiciones traseras vendrá bastante bien para tener la situación más controlada (aunque raramente aturdirás al Nigromante ya que tiene bastante resistencia al Aturdimiento).
  • Vestal u Ocultista: Obviamente necesitaremos contar con un buen Healer. Ambos son buena opción, pero te recomiendo mucho más a la Vestal ya que sus curaciones son más seguras y tiene un mucho mayor potencial de curación a todo el grupo, cosa importante en este jefe ya que todos nuestros personajes irán recibiendo daño. El Ocultista tiene mejor daño, eso es cierto, pero el hecho de que su cura sea individual y que encima sea arriesgada lo vuelve bastante menos viable en este jefe.

Estrategia

Dale con todo al principio entre que comienza a desplazarse (si vas con equipo de Señalar, siempre comienza poniendo la Señal lo más rápido que puedas), aunque sea bastante resistente al Aturdimiento, te recomiendo mucho que en la primera ronda trates de Aturdirle porque si cuela obtendrás una ventaja increíble para esta batalla.

Cuando ya esté alejado la idea está en centrarte puramente en acabar con él, los esqueletos son una molestia pero no podemos perder tiempo con ellos; ten en cuenta que cuando derrotes al jefe sus invocaciones desaparecerán. De todos modos, irás lidiando con ellos ya que cuando el Nigromante esté alejado tu Cruzado (o en su defecto, el personaje alternativo que hayas elegido, pero si es la Diabla tu sigue centrándote en el Nigromante, que ella si podrá dañarle muy bien aunque se aleje) será el que se encargue de los esqueletos (los deletea) mientras los demás personajes siguen dañando al jefe.

Recuerda que si invoca a uno de esos esqueletos que protegen, si le aturdes, dejará de proteger al que haya elegido; esto vendrá fenomenal cuando pase, pero si estás en el primer encuentro con él, no te preocupes porque no puede invocar a este tipo de esqueleto.

Ah, y no te olvides en la dificultad de Veterano en adelante, de ponerle a tu Cruzado la habilidad que golpea a los 2 enemigos que las primeras posiciones, que como tengas a dos esqueletos en sigilo en esas posiciones (pasará facilísimo en esa dificultad) no podrás atacarles de otro modo y solo podrás curar (y la cura del Cruzado no es la mejor del mundo, la verdad).

  • Próximo Jefe de las Ruinas: El Profeta

¡Y eso es todo! ¿Qué opinas del Nigromante de Darkest Dungeon? ¿Te ha costado derrotarle? ¿Quieres dar algún consejo para los demás? ¡Deja tu comentario!

¿Quieres apoyarnos en Patreon?

No hay comentarios

¡Escribe tu comentario!